Las torres del castillo de Almodóvar

Las torres del castillo de Almodóvar

No cabe duda de que el castillo de Almodóvar es una fortaleza impresionante, que nadie que pasa por Córdoba se la debería perder. No obstante, aunque el castillo cuenta con una fuerte resonancia y apoyo por un público muy amplio que sigue visitándolo año por año, la función antigua de sus torres permanece un poco subestimado y solo muy poca gente realmente la conoce. Esta fortaleza no sería ni la mitad de impresionante sin sus torres y queremos que aprendas su historia con nosotros.

En total, existen nueve torres, de las cuales la Torre del Homenaje es la más importante. Tiene planta cuadrada, una altura de 33 metros y, en gran medida, está separada del resto del castillo. Nada más que un pequeño puente de piedra la conecta con todo lo demás. Para explicar eso, la historia nos da una razón estratégica. Antiguamente, se supone, era un levadizo que permitía cierto aislamiento en caso de ataque por un enemigo. Por tal motivo, aunque el resto del castillo hubiera sido ocupado por el enemigo, la Torre del Homenaje hubiera quedado muy difícil de conquistar. Como último remedio incluso existía la opción de destruir el puente para eliminar también esta única conexión con el resto del castillo. En sus sótanos tiene una antigua mazmorra de la que era imposible escapar.

El Torreón del Moro debe su nombre a sus arcos de herradura típicos de los moros. Su función se basa en fortalecer el flanco este, dónde está ubicado, y también el interior del castillo. La Torre Cuadrada está situada en la esquina noreste y en sus dos plantas, por un lado, se guardan armas y, por otro lado, se conservan pinturas mudéjares. Hoy en día, en la planta inferior se expone un modelo del castillo que sirve para demostrar técnicas de asedio de un castillo medieval como el de Almodóvar. La Torre Redonda, obviamente, se llama así a causa de su cuerpo cilíndrico. Supuestamente, se trata de la torre más antigua que fue construida en el siglo X. Hoy en día, allí se puede admirar la imitación de una ceremonia de vasallaje.

La bien conservada Torre de la Escucha es relativamente pequeña, pero jugaba un rol muy importante. Servía para detectar ataques inesperados rápidamente. La Torre de la Escuela no solo permite una vista maravillosa sobre el lado norte del castillo desde su terraza, sino que dentro también da lugar a fotografías ilustrando la modificación de la fortaleza a través de la reconstrucción en el siglo XX por el Conde de Torralva. En la Torre de las Campanas o de la Miga se muestra un reportaje sobre dicha persona. La Torre Pequeña, la última de ser construida, se encuentra encima de la puerta de entrada al castillo. Aparte de esas, existe una torre más que nos queda por nombrar, la Torre de la Ceniza.

Por fin, ahora incluso ya tenéis una impresión de lo que os va a esperar dentro de las torres durante vuestra futura visita al Castillo de Almodóvar. Con el conocimiento de fondo que os proporcionó este artículo estáis bien preparados para una visita y a lo mejor podía abrir vuestra mente para aprender más sobre la historia impresionante de la que dispone esta fortaleza.

No Comments

Comments are closed.

Aviso de Cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para permitir la navegación por la página web y la utilización de los servicios ofrecidos en ella. Al pulsar el botón "Aceptar" consiente dichas cookies. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en Más información